No necesitamos una escena femenina, pero sabemos que el rol femenino se ha visto “obligado” a crear una “escena” para que puedan jugar en entornos seguros, que el número de jugadoras aumente y que tengan oportunidades que, de otra forma, no hubieran tenido.

Por Enrique Velasco
Publicado originalmente aquí

Como uno de los responsables de Edelweiss me gustaría opinar sobre “cómo está la escena actual en latinoamérica”, evidentemente basándome en lo que vivo día a día con EDW y con opiniones y experiencias de lo que me cuentan las jugadoras de primera mano.

Situación de las jugadoras

Lo primero que se me viene a la mente es, ¿Qué hubiera pasado si Careta no hubiera salido de R7? ¿La hubiéramos visto en el mundial?

Siendo realistas, hay pocas jugadoras en Máster/GM (como Bluux, Pinku, Puffi, Yumin o incluso Tiffany). Y mucho menos en Challenger (exceptuando casos como Fakkes o Floh). Por lo tanto, tú como jugadora tienes que ser consciente de cuáles son tus debilidades y cuáles son tus fortalezas (hazte un DAFO si lo necesitas), pero exígete cada día más. Revisa tus partidas, corrige errores, habla con jugadores que ya pasaron por lo mismo que tú, etc… Pero no te quedes sólo con jugar y ya, sé proactiva. No todas llegarán a elo alto, pero estoy seguro que si no lo intentas, nunca lo sabrás.

En este sentido, me quedo con Junglerita. No he visto una jugadora con más hambre de mejorar en mi vida (¡OJO! No estoy diciendo que las demás no lo hagan, no quiero que se malinterprete). Pero sé que Junglerita, en un momento de su carrera, vio que podía (y quería) seguir mejorando. De hecho, le recomendé a RafaLoL para que hiciera coaching individual.

¡Sean exigentes con ustedes mismas! ¡No cuesta nada pedir ayuda, si realmente quieres (y puedes) mejorar, hazlo!

Torneos y organizaciones

La idea de que existan torneos femeninos es para que el número de jugadoras crezca (la razón principal de “crear una escena femenina”). Por tanto, estos torneos deben orientarse a jugadoras que estén empezando y que quieran sumar experiencia. Están en su derecho todas aquellas jugadoras que, con experiencia ya probada, quieran seguir jugando estos torneos sin salir de su zona de confort, pero no les servirá absolutamente de nada más allá de “seguir” pensando que son buenas cuando realmente no están poniéndose a prueba ni descubriendo hasta dónde pueden llegar.

En este sentido, insto y animo a todos/as los/as organizadores de torneos (Doomfire, HyperCube, etc…) que sigan así, ya que claramente se ha visto una muy buena participación de todos los equipos y un seguimiento bastante bueno de las jugadoras. Nunca sabes dónde puedes encontrar una nueva promesa.

Lo ideal con este tipo de cosas sería ir por pasos:

  • Empezar jugando estos torneos, ir tomando hábitos de entrenamiento y “cierta” experiencia.
  • Cuando veas que ya no estás aprendiendo. Sé valiente, da el salto y juega torneos mixtos.
  • Con el tiempo, quizá los torneos mixtos se te pueden quedar pequeños o sientas que no estás aprendiendo, quizá es hora de saltar a LVP. ¿Por qué no?

En cuanto a las organizaciones, hemos visto cómo algunas han ido empezando a incorporar equipos femeninos en LoL (Rebirth, Isurus…) pero… ¿Cuál es el sentido de todo esto? ¿Qué objetivo les habéis planteado realmente para incorporarlas? ¿Las ponen a entrenar con el equipo titular? ¿Destinan recursos para que mejoren? Ustedes también son responsables de que esto tenga algún sentido.

¿Por qué necesitamos una escena femenina?

Si queremos resumir esta pregunta, la respuesta fácil sería: Para que haya más jugadoras.

Si queremos extendernos un poco más, la respuesta es: No necesitamos una escena femenina, porque los esports no tienen género, pero todos sabemos que el rol femenino se ha visto “obligado” a crear una “escena” para que puedan jugar en entornos seguros, que el número de jugadoras aumente (esto es exponencial, ya que con el tiempo lo lógico es que siga creciendo), que se visibilicen más que antes y que tengan oportunidades que, de otra forma, no hubieran tenido.

Por lo tanto, toda esa escena es el punto de partida, no es el punto final. Todo esto se crea para que, con el tiempo, las jugadoras que más destaquen tengan una oportunidad en equipos mixtos de LVP/LLA (los casos más sonados son los de Careta o Sophyre). No para que se acomoden y sigan jugando “torneítos” femeninos. Eso está muy bien cuando empiezas, pero no es el sentido de todo esto.

Para finalizar, me gustaría decir que aunque he puesto varios ejemplos de jugadoras y la escena de LoL, esto es aplicable a cualquier juego. Estoy seguro que, con el tiempo, habrá más y mejores jugadoras y torneos. Y que todo esto no será en vano. A todas aquellas que entraron en la escena y se acomodaron, sean valientes, es jodido pero láncense. He visto verdadera pasión en muchas jugadoras por intentar mejorar, no se queden con los brazos cruzados.

Quizá esto puede sonar a tontería, pero una de las cosas más importantes que necesita la escena son referentes. Necesitamos que aquellas que empiecen tengan un espejo al que mirarse, alguien que sueñe en ser como “x”. Todavía no he conocido a nadie que me diga: quiero ser jugadora de LoL como Bluux o Kytra (por poner algún ejemplo).

Gracias a todas las personas que hayan llegado hasta aquí y, por supuesto, me encantaría leer vuestras opiniones y/o comentarios.

*Puedes enviarnos tus columnas a contacto@prensalol.com con tus datos en redes sociales. Las opiniones vertidas en esta sección son exclusivamente de quienes firman el contenido y no representan necesariamente el pensamiento de Prensalol. El equipo editorial se reserva el derecho de edición y/o publicación total o parcial del material enviado.

Previous post El ícono de la LCS se despide: Doublelift anuncia su retiro
Next post Sin Tilteo: La Latinoamérica y el problema en la creación de jugadores
Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

¡Ayúdanos!

Los anuncios nos permiten mantener este proyecto vivo. Ayúdanos desactivando tu bloqueador de anuncios y danos una mano.

Powered By
100% Free SEO Tools - Tool Kits PRO