Nuestro ecosistema de canteras es débil y dependiente de jugadores ya probados año tras año, algo parecido a lo ha estado siendo Norteamérica y que lo ha transformado en un meme.

Por Joaquín González
@B1gMoney1

Para muchas personas, el periodo off season debe ser una de las etapas dentro del competitivo más aburridas de seguir. Entendiendo la poca interacción que los equipos tienen posterior a al término de las ligas y Worlds; y entendiendo también que es una detención para todas las regiones de unos cuatro meses. 

El mercado latino entró oficialmente en periodo de fichajes en noviembre y aunque ya se estaba viendo luces de lo que podía pasar, debido a la cantidad de rumores circulando y talento nuevo que podría llegar a la LLA desde las ligas nacionales, la inestabilidad de la región en  relación con el “talento” se vio envuelta en dos fichajes en particular: Josedeodo y Newbie.

TE PUEDE INTERESAR:  Zothve, de Estral Esports: "Actualmente la comunicación entre el equipo no es la mejor"

Aunque ambos jugadores tienen merecidos sus traspasos a la LCS, se ve en ello un hueco frágil: la creación de talento en una región que se ha visto completamente atascada a las viejas glorias. Este, hasta ahora, parece ser el periodo de off season más particular de que se tenga memoria.

Retiros, traspasos y opciones

Los equipos han tenido que improvisar dentro de la marcha y ver opciones que, en esta ocasión, se ven tardías. Más aún, pareciera haber desconfianza en ciertos roles que históricamente han sido débiles en la región como lo es de soporte y jungla. Estos son elementos frágiles  de la región, que tanto a Isurus, Rainbow7 y All Knights han tenido que sufrir, dado los traspasos y retiros de muchos de sus jugadores.

Aquí viene la discusión de cómo logramos enfrentar estos golpes en capital humano/deportivo, cuando las academias no se han integrado al mercado de primera división, entendiendo de que pareciera que los equipos menores terminan siendo más un gasto que una inversión y viendo que se han suspendido proyectos al no ver rentabilidad. 

TE PUEDE INTERESAR:  Gavotto, de Isurus: "Todos los jugadores tenemos malos hábitos en esta liga"

De los ocho equipos que conformaron la liga en el 2020, solo cuatro tenían escuadras activas y solo un jugador fue graduado de las ligas nacionales: Zerito en Furious Gaming, con una calavera que trabajaba en equipos tanto en Chile como Argentina. El resto de novatos, aunque jugaban en las diferentes ligas nacionales. no eran parte de las academias.

Las decisiones de los equipos

Es ahí que nuestro ecosistema de canteras es débil y dependiente de jugadores ya probados año tras año, algo parecido a lo ha estado siendo Norteamérica y que lo ha transformado en un meme, siendo identificado más como un cementerio de elefantesPor eso, ligas como la China, Coreana y Europea están en constante cambio y renovación. Esto crea ligas atractivas para el público, creando una fantasía respecto de donde saldrán los próximos Rekkles , Fakers o Doublelifts.

Entonces, volviendo a la idea principal, dado a la fuga de talento natural que se da cuando jugadores como Josedeodo tienen la exposición necesaria, o el mismo Newbie. Es momento de una autocrítica dentro de los equipos y no solamente ver jugadores con la idea de si por fin le darán el palo al gato, sino que también en la creación de capital humano que permita dicho desarrollo.

Mientras los equipos vean las academias como un gasto y no como una real inversión, seguiremos en el mismo círculo vicioso y de inestabilidad en la búsqueda de jugadores. Por ahora el futuro se ve mejor, pero no necesariamente por los actores de nuestra liga principal. 

Previous post La Grieta: La escena femenina en Latinoamérica
Next post El primero: All Knights presenta sus nuevos rostros para la LLA
Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

¡Ayúdanos!

Los anuncios nos permiten mantener este proyecto vivo. Ayúdanos desactivando tu bloqueador de anuncios y danos una mano.

Powered By
Best Wordpress Adblock Detecting Plugin | CHP Adblock